Nuevo Sistema Penal Acusatorio inicia en las provincias de

Coclé y Veraguas en la República de Panamá

2 de septiembre de 2011

  • Se extenderá a todo el país en los próximos cuatro años

Hoy comienza en Panamá la implementación gradual del sistema penal acusatorio (SPA) que confiere al Ministerio Público la dirección de la investigación bajo los principios de igualdad de armas, oralidad y contradicción. El Ministerio Público ha afrontado este desafío no solo con el propósito de adecuar su modelo de gestión y las capacidades de los fiscales en la investigación y litigación a los requerimientos del sistema acusatorio sino también con el ambicioso objetivo de abordar todas las exigencias que la institución precisa para atender y proteger a los ciudadanos Panameños al tiempo que persigue eficazmente la criminalidad.

En este recorrido, el Ministerio Público ha aprobado un nuevo modelo de gestión basado en la unidad de actuación de los fiscales, que promueva la eficaz protección de víctimas y testigos, una resolución expedita de los conflictos a través de la litigación temprana y la mediación cuando sea posible.

En el acto de inauguración del SPA, al que asistieron entre otros el Presidente de la República, Ricardo Martinelli, el Procurador General, José Ayú Prado Canals comento, "El nuevo sistema representa menor arbitrariedad e impunidad frente a una mayor equidad, efectividad y agilidad en la persecución del delito y la protección al ciudadano."

En el contexto de las actividades de capacitación que se han organizado durante el 2011 como parte de un programa integral y coherente que proporcione a los fiscales la formación necesaria para el fortalecimiento de las especialidades, la Oficina de Naciones Unidas contra la Droga y el Delito de Panamá (UNODC Panamá) ha colaborado activamente, incorporando la experiencia que expertos y otras Fiscalías de la región han acumulado en el tránsito a SPA.

De particular relevancia en este proceso es el fortalecimiento estructural de la Fiscalía de Crimen Organizado y su coordinación con otras especialidades, como la Fiscalía Antidrogas, para garantizar tanto el eficaz intercambio de información como el análisis de la misma y, en suma, la respuesta a fenómenos como el lavado de activos, la trata de seres humanos o las nuevas manifestaciones de la delincuencia organizada como la cibercriminalidad.

Troels Vester, encargado de la oficina regional de programas de UNODC Panamá, subrayó, "El Ministerio Publico y otras instituciones del país han hecho todo lo posible para preparar la adecuada implementación del nuevo sistema.  Los trabajos que siguen deben continuar de forma sostenible, en atención a su aplicación progresiva en Panamá, con el acompañamiento que UNODC está en condiciones de brindar en los próximos cuatro años."

l

Jose Ayu Prado, Procurador General de la Nación.