MMMMMMMMMMMMMMMMMMMMMMMMMMMMMMMMMMMM   

Objetivo de Desarrollo Sostenible 16: Promover sociedades pacíficas e inclusivas para un Desarrollo Sostenible, proveer acceso a la justicia para todos y construir instituciones eficaces, responsables e inclusivas en todos los niveles.

La Oficina de las Naciones Unidas contra la Droga y el Delito (UNODC) presta asistencia normativa, analítica y operacional a los Estados miembros para fortalecer la eficacia, equidad y rendición de cuentas de sus instituciones de justicia penal en la lucha contra la delincuencia, corrupción y el terrorismo. Por lo tanto, el trabajo de la UNODC apoya todas las metas incluidas en el ODS 16 y en particular las siguientes:

16.1 Reducir significativamente todas las formas de violencia y las correspondientes tasas de mortalidad en todo el mundo.

El acceso a la justicia para todos es un área prioritaria de la labor de la Oficina de las Naciones Unidas contra la Droga y el Delito (UNODC) en materia de prevención del delito y justicia penal. La UNODC apoya el establecimiento de sistemas de justicia penal eficaces, justos y humanos. Reconociendo que las malas condiciones carcelarias y la sobrepoblación constituyen un punto de partida hacia deficiencias en los sistemas de justicia de los Estados, la Oficina promueve la reforma penal y penitenciaria, así como el acceso a la justicia. Estas áreas incluyen la falta de: acceso a la asistencia legal, alternativas al encarcelamiento, programas de prevención de la delincuencia juvenil, rehabilitación de los delincuentes, medidas de reintegración social y uso excesivo de la detención preventiva.

16.2 Poner fin al maltrato, la explotación, la trata y todas las formas de violencia y tortura contra los niños.

El Programa Mundial sobre la Violencia contra los Niños de la Oficina de las Naciones Unidas contra la Droga y el Delito (UNODC) y el Fondo de las Naciones Unidas para la Infancia (UNICEF) apoya a los países para garantizar que los sistemas de justicia atiendan y protejan mejor a los niños. Asimismo, dicho programa adopta medidas para prevenir y responder a todas las formas de violencia contra los niños reafirmando el logro de las metas 16.2 y 16.3.

16.3 Promover el estado de derecho en los planos nacional e internacional y garantizar la igualdad de acceso a la justicia para todos.

A través de la colecta de información para el informe mundial bienal sobre la Trata de Personas, la UNODC asiste a la vigilancia de la explotación y la trata de niñas y niños. La Oficina también supervisa la meta 16.3 mediante su estudio anual de las Naciones Unidas sobre tendencias delictivas y funcionamiento de los sistemas de justicia penal; y su informe anual sobre " Tendencias de la delincuencia a nivel mundial y nuevas cuestiones y respuestas en la esfera de la prevención del delito y la justicia penal" de la Comisión de Prevención del Delito y Justicia Penal.

16.4 De aquí a 2030, reducir significativamente las corrientes financieras y de armas ilícitas, fortalecer la recuperación y devolución de los activos robados y luchar contra todas las formas de delincuencia organizada.

La Oficina de las Naciones Unidas contra la Droga y el Delito (UNODC) ofrece a los Estados miembros una gama completa de instrumentos para fortalecer los marcos jurídicos de lucha contra el lavado de dinero y desarrollar la capacidad de los organismos nacionales para investigar este delito y la financiación del terrorismo, interrumpir las corrientes financieras ilícitas y apoyar el rescate de dinero robado. La recuperación de activos es el capítulo más innovador de la Convención de las Naciones Unidas contra la Corrupción (UNCAC por sus siglas en inglés) en el que se basa la labor de la UNODC en este ámbito. En el marco del segundo ciclo del mecanismo de revisión de la UNCAC, los esfuerzos de los Estados para adoptar medidas de recuperación de activos serán revisados en los próximos cinco años.

Mediante diversos programas mundiales sobre el lavado de dinero, la lucha contra el terrorismo y la delincuencia organizada, la Oficina y sus aliados a nivel regional e internacional han venido apoyando el establecimiento y las actividades de diversas estructuras de cooperación regional en materia de enjuiciamiento, aplicación de la ley, inteligencia financiera y recuperación de activos. En particular, desde 2007 la Oficina de las Naciones Unidas contra la Droga y el Delito (UNODC) y el Banco Mundial han cooperado por conducto de la iniciativa para la recuperación de activos robados, un programa conjunto que colabora con los países en desarrollo y los centros financieros para prevenir el lavado dinero proveniente de la corrupción y facilitar la devolución más sistemática y oportuna de los activos robados.

Además, la UNODC lleva a cabo actividades de investigación y reunión de datos en varias esferas relacionadas con la delincuencia organizada tales como las armas de fuego, drogas y otros mercados ilícitos, los delitos contra la vida silvestre y la trata de personas. La Oficina también ha evaluado el impacto de la delincuencia organizada, en particular la amenaza de la delincuencia organizada transnacional.

16.5 Reducir considerablemente la corrupción y el soborno en todas sus formas.

La Convención de las Naciones Unidas contra la Corrupción contiene el conjunto más amplio de compromisos jurídicos de los gobiernos para combatir la corrupción, incluido el soborno. Sobre la base de los requisitos de la Convención y las conclusiones de los exámenes de los países, la Oficina de las Naciones Unidas contra la Droga y el Delito (UNODC) ayuda a los Estados miembros a prevenir, detectar, investigar y sancionar la corrupción y a promover la cooperación internacional contra este delito.

16.6 Crear a todos los niveles instituciones eficaces y transparentes que rindan cuentas.

La UNODC apoya los esfuerzos de los Estados por crear instituciones eficaces, responsables y transparentes mediante la aplicación general del capítulo II de la Convención de las Naciones Unidas contra la Corrupción. Esta labor incluye políticas, legislación y mecanismos para fortalecer la prevención de este delito en todos los niveles. En su calidad de Secretaría del Grupo de Trabajo sobre Prevención de la Corrupción, órgano establecido por la Conferencia de los Estados Parte en la Convención, la Oficina facilita el intercambio de información sobre la experiencia adquirida y la adaptabilidad de las buenas prácticas en materia de prevención de la corrupción en las instituciones de los sectores público y privado, incluidas las medidas de rendición de cuentas, el fortalecimiento de la profesionalidad y la integridad, y la promoción del acceso del público a la información y la transparencia de las funciones y los servicios institucionales.

Además, la Oficina de las Naciones Unidas contra la Droga y el Delito (UNODC)  ha producido material de orientación y prestado asistencia técnica para apoyar a los Estados en ámbitos como la elaboración y aplicación de estrategias amplias de lucha contra la corrupción, el fortalecimiento de la integridad y la rendición de cuentas de la judicatura y la fiscalía, la elaboración de procedimientos de declaración de activos para evitar conflictos de interés, la promoción de la transparencia en la contratación pública y la adopción de medidas para proteger a los testigos y a los denunciantes de irregularidades.

Asimismo, la UNODC promueve la transparencia y la prevención de la corrupción en el sector privado, en asociación con el Pacto Mundial de las Naciones Unidas. Este trabajo incluye el desarrollo de herramientas y materiales de formación para fomentar la integridad y la transparencia de las prácticas empresariales en todo el sector privado, así como la colaboración con otros organismos como el G20, su Grupo de Trabajo Anticorrupción Empresarial y el Foro Económico Mundial.

16.7 Garantizar la adopción en todos los niveles de decisiones inclusivas, participativas y representativas que respondan a las necesidades.

En el diseño y la ejecución de sus programas, así como en el debate internacional sobre políticas en torno a sus mandatos, la Oficina alienta y facilita la participación de una amplia gama de organizaciones de la sociedad civil, contribuyendo a un proceso de adopción de decisiones abierto, receptivo y responsable sobre cuestiones relacionadas con la delincuencia y las drogas en el plano internacional.

La UNODC está ampliando su sistema regular de reunión y análisis de datos para adaptarlo a las necesidades de la vigilancia del Objetivo de Desarrollo Sostenible 16. Además, la Oficina de las Naciones Unidas contra la Droga y el Delito (UNODC) está consolidando su serie mundial de información relacionada con el homicidio, la trata de personas y eficiencia de la justicia penal para hacer frente a las nuevas necesidades, al tiempo que ayuda a los países a fortalecer su capacidad para vigilar el cumplimiento del ODS 16.

16.a. Fortalecer las instituciones nacionales pertinentes, incluso mediante la cooperación internacional, para crear a todos los niveles, particularmente en los países en desarrollo, la capacidad de prevenir la violencia y combatir el terrorismo y la delincuencia.

Para cada uno de estos objetivos, la comunidad internacional ha acordado indicadores específicos que se basan en datos recogidos de fuentes administrativas o derivados de encuestas por muestreo. La Oficina ofrece su experiencia en el seguimiento de las guías pertinentes para evaluar el progreso hacia los Objetivos de Desarrollo Sostenible.

Además, tanto la reunión mundial de datos administrativos y de encuestas de la UNODC sobre la delincuencia y la justicia penal como la promoción de investigaciones sobre la victimización de los delincuentes proporcionan la base de pruebas estadísticas para vigilar las pautas y tendencias de la delincuencia y la respuesta de la justicia penal a la criminalidad. Asimismo, es posible evaluar las intervenciones de política y las medidas de prevención del delito.

En el marco del ODS 16, la Oficina de las Naciones Unidas contra la Droga y el Delito (UNODC) es la principal organización internacional encargada de recopilar indicadores estadísticos para una serie de metas de los ODS y de desempeñar un papel importante en la medición de otros objetivos.